La obligatoriedad de registrar en el tacógrafo el cruce de fronteras para los transportistas que realicen transportes internacionales figura entre las medidas de regulación de tacógrafo recogidas en el Paquete de Movilidad. Si el tacógrafo no tiene la capacidad de hacer el registro automático, el conductor está obligado a hacerlo manualmente en el lugar más próximo posible de la frontera del nuevo Estado miembro en el que ha entrado.

La Comisión Europea obliga a la anotación del cruce de fronteras en vehículos con tacógrafos analógicos de inmediato, para los tacógrafos digitales, la obligación entrará en vigor a partir del 2 de febrero de 2022.

Por tanto, en los vehículos provistos de tacógrafo analógico se deberá de consignarse manualmente en el disco el símbolo del país, la localidad de origen, destino y anotar en la parte trasera del disco cada cruce de frontera indicando el símbolo del país al que se cruza.

La Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España estima que unos 80.000 vehículos o un 20% de vehículos de transporte de mercancías y viajeros todavía está equipado con tacógrafo analógico. La mayoría de ellos se mueven en servicios de corta distancia, mayoritariamente a los países vecinos de Portugal y Francia.

Importante que todos los conductores vayan realizando las anotaciones pertinentes, dado que, en apenas mes y medio, empezarán a sancionar por el incumplimiento de esta normativa.